(...) Pero yo no soy un libro, la coherencia del todo no depende de una sola mano. Y por ello, a veces, tras de mi paso, puede parecer que se desprenden palabras vanas

DM

Comentarios