Y ese sitio que no es lugar. Ni es mio ni es de nadie, donde por las noches me asomo a rezarme

Comentarios