Entradas

Mostrando entradas de 2016

Tan-bien

Fascinarse no es tan distinto de adolecer. El mundo se regodea en tu inocencia y se relame. Una obnubilación potente, poderosa, motivadora, casi absurda que nos hace volar..
Lejos.
Tengo una pasión que me advierte de otras pasiones. Un cuaderno pequeño. Los relatos de mi mirada. Tan bien fascinada.
Barcelona, 22 de octubre
Crees que lo digo por ti, que escribo por ti, que lo hago por ti, que me lamento por ti. Y no sabes que lloro. No entiendes que llore. Te incomoda verme llorar. !Y no comprendes que yo solo lloro al nacer!Después de ti he nacido tantas veces...
Y de repente la impaciencia, cuando tus pasos no estas en tu camino
Ilusiones ópticas, como la compañía
Soy un castillo de naipes: sóplame. Que tu aire me empuja y me eleva por encima de mi propia estructura. Y no te preocupes porque caiga, porque mientras planee te miraré a la cara para decirte: que aunque me hayas tumbado, prefiero caer a conservar una inútil estructura desde la que no pueda verte. Prefiero pasar 20 segundos contigo, a vivir 20 siglos en paralelo.
Los límites de la razón son tan efímeros como la razón misma
Siento un beso de Eco por cada letra. Solo a veces noto algunas membranas corporeas devolverme otras melodias. Supongo que a cualquiera puede sucerle, y en aquel suponer me siento menos desdichada y en aquel suponer me encuentro en sintonia con el mundo. Entonces me deshago con las ondas y vuelvo a ese silencio raro en el que creo entenderlo todo.

infelices

Ni siquiera la vida se corresponde con la muerte. Pues son la misma cosa.
Ni siquiera los amantes. Infelices
Cuando somos exactamente lo que fuimos y sorprendidos volvemos a desconocernos en pro de la nada, del recuerdo ineficaz
Diez Madroñero15 de noviembre de 2015 ·  No necesito el momento exacto porque tengo el sentimiento preciso
Imagen
Diez Madroñero ha compartido un recuerdo.5 de enero ·  Lenguas azules de humo adornaban tus labaios  Hoy hace un año Ver tus recuerdos Diez Madroñero5 de enero de 2015 ·  Lenguas azules de humo adornaban los labios
Diez Madroñero12 de enero ·  Las patatas bravas ya no te dicen nada
Imagen
Diez Madroñero ha actualizado su foto del perfil.16 de enero ·  Recodos de naturaleza salvaje, indomable. HUIDA DE LA VERTICALIDAD, DE LA RECTITUD. Hay muchas formas de subir hasta los tejados BARCELONA, 2016
Diez Madroñero27 de enero a la 1:56 ·  También nos gustamos de la belleza y destrucción que genera un amor cobarde.
De todo. Nos gustamos de todo, menos de lo que hay que decir para que esté dicho, de lo que hay que amar para que esté amado, de lo que hay que contar para que esté contado. Me complace incluso la belleza y la destrucción que genera un amor cobarde. Pero no puedo satisfacerme sólo con eso, ni dejar de amar, decir y contar, aunq hecho esté para que hecho quede
Imagen
Diez Madroñero3 de febrero a las 19:12 ·  Me siento como una mosca placida en una tela de araña
Imagen
Diez Madroñero ha compartido un recuerdo.11 de febrero a las 11:46 ·  Lo bonito de que nos importe a todos una mierda lo que predique el prójimo es poder decir lo que nos de la gana porque probablemente nadie lo escuche y menos lo lea.
Diez Madroñero16 de febrero a las 11:43 · Barcelona ·  Cada uno cree en el conocimiento a su manera, de forma seminconsciente, o completamente lúcida, sino fuera así no estaría en la universidad adivinando, feliz en mi ignorancia, que es el mayor punto de encuentro en nuestra consciencia. Mayor que el deseo de sobrevivir, porque eso tambien se eprende.
Diez Madroñero19 de febrero a las 11:03 · Barcelona ·  Todavía muchos creen que el arte murió con la letanía que le compuso Danto. El eco del desconcierto de no poder etiquetar el siguiente paso parece retrasar la innovación. Sobre qué innovamos si no hay nada dictado sobre lo que innovar. Como niños de cologio que no saben que hacer si les dicen redacción libre. La primavera ha pasado, los rapidos y ansiosos torrentes de agua no bajan uno tras otro con furia; hay un ancho valle coloreado por la apatia y el saber estar, una marisma salada por la que el agua sube desde el mar. Pero nada ha cambiado, el agua sigue acuchillando al cielo y burlandose de su reflejo sin que él muchas veces se entere
Despues de la tragedia del desconsuelo del no saber nada me alegra volver a escribir aunque sea para el cielo de esta mañana
El espacio no se articula por los elementos que lo componen, sino por el juego de luces y sombras que estos arrojan. La linea de la luz es la madre
¿Y qué nos queda de la realidad? ¿Qué nos queda de lo que pasó? La fascinación, el recuerdo incendiario, fragmentado, el sesgo de la memoria
Cuando somos exactamente lo que fuimos y sorprendidos volvemos a desconocernos en pro de la nada, del recuerdo ineficaz. Seres extraños que igual que ayer se amaban hoy se desamarán.