Diez Madroñero ha compartido un recuerdo.
Lo bonito de que nos importe a todos una mierda lo que predique el prójimo es poder decir lo que nos de la gana porque probablemente nadie lo escuche y menos lo lea. 

Comentarios