No me insistas la sonrisa que ya sabes que que muerdo cuando la saco y no quiero. Déjame sola que no tengo más espacio para pensarte en la almohada. No insistas mis sueños que ya sabes que vivo cuando salen a volar.
Déjame sola, que yo misma me acompaño. Déjame ir, déjame volver, déjame quedarme. Déjame

Comentarios