Entradas

Mostrando entradas de abril, 2012

Los pasos helados

Helados, los pasos helados. Y tu sonrisa dormida entre mi pelo. Mi pecho deseando romperse y escapar corriendo y volar entre los pasos helados de hielo. Y dormir sin prisa, ni cielo, ni suelo. Sin brazos ni besos ni más pasos, ni nada material, ni tan siquiera melena que haga de colchón de tus dedos.
Y patinando, amor, te juro que nunca más vuelvo. Ni a las tardes, ni a las flores, ni a los poemas sin voz, ni tan si quiera a los besos. Que este juego es mejor sin amor, con orgullo y sin peros. Hasta la vista amor,  y no te confundas: no te quiero

Cristina Diez-Madroñero Manzano
2 de abril de 2012

Solo así

Un día de estos
y de vez en cuando
acuérdate de mí,
que estos son de esos versos
que son mejor no escribir…

Y lo sueño porque lo sueño
porque las ilusiones
se hicieron para mí,
porque no hay narrador ni cuento
que se cuente sin sentir,
la voz ronca de un madero
que se astilla por escribir.

Solo distancia y recelo
de aquella quien fui,
o quizá un severo estrechamiento
de mis suaves manos
contra mis manos
para ser feliz.

En aquel mundo extraño
en el que viví,
a solas conmigo
y solamente así.

Cristina Diez-Madroñero Manzano
31/ 1 de Marzo/abril de 2012